¿Por qué algunos Recursos de Nacionalidad suelen tardar más que otros?

Ya sabemos cuándo y en qué condiciones se puede interponer un Recurso Contencioso ante la Audiencia Nacional frente a la presunta denegación por silencio administrativo (al año de haberse presentado:

Al año de haberse presentado telemáticamente la Nacionalidad Española por Residencia.

De conformidad con lo establecido en el artículo 11.3 y concordantes del Real decreto 1004/2015, de 6 de noviembre, por el que se aprueba el Reglamento por el que se regula  el procedimiento para la adquisición de la nacionalidad española por residencia “el procedimiento deberá ser resuelto y notificado en el plazo máximo de un año desde de que la solicitud haya tenido entrada en la Dirección General de los Registros y del Notariado. Transcurrido el plazo aludido sin que haya recaído resolución expresa, se entenderán desestimadas las solicitudes formuladas por los interesados”.

Habiendo transcurrido el referido plazo de un año es que se interpone el mencionado RECURSO CONTENCIOSO-ADMINISTRATIVO frente a la Administración del Estado (Ministerio de Justicia) contra esa denegación presunta de la solicitud de nacionalidad española por residencia.

Si bien es cierto que el tiempo promedio de respuesta de los Recursos que ha interpuesto Legalteam a favor de sus clientes está en un mes y medio (no contemos agosto porque fue inhábil para estos procedimientos en la Audiencia Nacional pero en la Dirección General de los Registros y el Notariado -DGRN- sí fue un mes hábil); también es cierto que estamos notando algunos Recursos que tardan más que otros y estamos notando que algunas personas nos escriben o comentan en las redes sociales el que no entienden cómo es posible que alguien que lo presentó después lo tenga resuelto antes.

En este artículo nos gustaría detallar el por qué, a nuestro juicio (y siempre desde nuestra experiencia) unos Recursos están tardando más que otros.

¿Los Recursos tienen un orden de respuesta?

No. Depende de muchos factores tales como:

  1. La fecha de presentación. Puede que su Recurso se hubiera presentado en Agosto por parte del Procurador pero al ser inhábil agosto para este tipo de procedimientos en la Audiencia Nacional, su expediente tendría que esperar a septiembre a que fuera admitido por la correspondiente Sección de la Audiencia Nacional. Es decir, comenzaríamos a contar NO desde el mes de agosto sino en el mes de septiembre.
  2. La Audiencia Nacional tiene varias Secciones y unas tardan más que otras en admitir el Recurso. No siempre un Recurso tiene que ser admitido. Puede que no sea admitido. Aunque podemos asegurar que ni uno solo de los Recursos presentados por Legalteam ha sido NO ADMITIDO. Hasta el día de hoy todos nuestros Recursos han sido admitidos a trámite. A la hora de interponer el anuncio del Recurso ante la Audiencia Nacional, unas secciones van más rápidas que otras para admitir el procedimiento. Pero en este sentido es bueno destacar que salvo contadísimas excepciones, podemos asegurar que el tiempo promedio en ser admitidos no suele ser más de una semana. Es cierto que hemos visto algunos han tardado un mes en ser admitidos a trámite pero reiteramos que son casos muy pero muy aislados.
  3. Una vez que ha sido admitido a trámite el Recurso dependerá de la Sección dar traslado al Ministerio de Justicia sobre el anuncio de nuestra demanda.
  4. Una vez se le ha dado traslado del anuncio de nuestra demanda al Ministerio de Justicia (Dirección General de los Registros y el Notariado -DGRN-), viene el momento en ver cuánto tarda el funcionario de la DGRN en solicitar los correspondientes informes:
  • Policía Nacional (para ver si usted tiene algún antecedente policial)
  • Registro central de Penados y Rebeldes (para ver si usted tiene algún antecedente penal)
  • Centro Nacional de Inteligencia -CNI-.
  • Secretaría de inmigración (para ver si usted continúa manteniendo su residencia legal en España)

Posteriormente dependerá de las distintas administraciones responder a la solicitud de dichos informes. Una vez recibidos los informes; el expediente debería pasar a la fase de “en calificación” o a la fase de “documentación requerida”

¿Es cierto que salen más rápidos los de los latinoamericanos que los de ciudadanos de otras nacionalidades como por ejemplo, paquistaníes, marroquíes…?

Podríamos decir que sí, reiteramos, siempre a juzgar por la experiencia de los casos concretos de Legalteam. En Legalteam, tal y como hemos ilustrado en los últimos meses, tenemos Recursos concedidos de ciudadanos de más de una veintena de nacionalidades: brasileños, cubanos, rusos, búlgaros, paquistaníes, argelinos, guineanos…

Lo que sucede es que, los que más tardan son de solicitantes que instan el procedimiento de Nacionalidad Española por Residencia con el plazo de los 10 años de residencia legal y os explicaremos el por qué.

Según el artículo 22.2 del Código Civil, bastará el tiempo de residencia de un año para:

  • El que haya nacido en territorio español.
  • El que no haya ejercitado oportunamente la facultad de optar.
  • El que haya estado sujeto legalmente a la tutela, guarda o acogimiento de un ciudadano o institución españoles durante dos años consecutivos, incluso si continuare en esta situación en el momento de la solicitud.
  • El que al tiempo de la solicitud llevare un año casado con español o española y no estuviere separado legalmente o de hecho.
  • El viudo o viuda de española o español, si a la muerte del cónyuge no existiera separación legal o de hecho.
  • El nacido fuera de España de padre o madre, abuelo o abuela, que originariamente hubieran sido españoles.

Para aquellos que utilizan; porque pueden hacerlo; según el caso, los plazos reducidos de un año o dos años; es fácil probar la residencia “continuada y efectiva” en territorio español. El problema viene con aquellos casos que no pueden acogerse al plazo reducido de uno o dos años y se ven obligados a tramitar la Nacionalidad por el plazo de 10 años como es el caso de marroquíes, pakistaníes, indios, ect.

Es cierto que en esos casos de 10 años de residencia la DGRN está revisando con lupa las entradas y salidas de España y la “residencia efectiva” en territorio español.

Lo que se debate y se discute es qué se entiende por “residencia legal y continuada”; un concepto sobre el que a día de hoy está provocando dolores de cabeza y se está convirtiendo en el principal motivo de denegación de las solicitudes.

El criterio de la Dirección general de los Registros y el Notariado (DGRN) es extremadamente restrictivo:

  1. a) Si solicitamos la Nacionalidad por 10 años de residencia: las salidas de España no puede ser superiores a 6 meses en esos 10 años (algo absurdo y que vulnera derechos de los trabajadores que tienen el legítimo derecho, si trabajan, de un mes de vacaciones.
  2. b) Si utilizamos otros plazos (los de 5, 2 o 1 año): Las salidas de España no pueden superar 3 meses en ese período.

Ahora bien, ¿qué opinan los jueces al respecto?

La Audiencia Nacional, siguiendo el criterio fijado por el Tribunal Supremo ha aclarado que debemos entender por “residencia continuada”. En palabras del mencionado Tribunal tenemos que:

“La doctrina de la Sala del TS (por todas STS Sala de lo Contencioso-Administrativo, Sección 6ª, de 15 julio 2002 Recurso de Casación núm. 4290/1998 ) es clara: residencia legal continuada e inmediatamente anterior a la petición no quiere decir prohibición absoluta de salir del territorio nacional durante ese periodo, de modo que (S. TS Sala 3 Sec. 6ª 23-11- 2000) la no presencia física ocasional y por razones justificadas del territorio español no presupone el incumplimiento del requisito de residencia continuada siempre que no se traslade la residencia habitual y por ende el domicilio fuera del territorio español. La última de las sentencias citadas hace hincapié en que no se puede confundir el concepto de residencia, entendido éste en sentido técnico jurídico de residencia determinante del domicilio y que por tanto debe ser entendida como residencia habitual, con el de presencia física.

Así esta Sala viene entendiendo que la efectividad y continuidad de la residencia deriva de la fijación real de domicilio en España y la vinculación al territorio en cuanto al medio de vida, desarrollo de las relaciones personales, familiares, sociales, administrativas y demás que conforman el régimen de vida del interesado, que no se desvirtúan por el hecho de que, sin desvincularse de tal relación con el territorio, haya de permanecer en el extranjero por razones de trabajo o estudios.

Es por ello que lo determinante no es la ausencia en sí mismo considerada sino ver si estamos o no ante un caso de efectiva desvinculación y ha de tenerse presente que la/s ausencias para ser relevante/s deben enmarcarse en el plazo de residencia legal exigible al caso” (SAN de fecha 6 de abril de 2017, Rº 2884/2014).

De la sentencia traída a colación caben destacar 3 puntos para determinar si la residencia ha sido continuada o no. Estos son:

  1. a) Residencia continuada no implica prohibición absoluta de salir del territorio español;
  2. b) La ausencia ocasional de España es admisible por razones justificadas (visita a familiares, cuestiones de salud, por mencionar algunas, pues debe realizarse un análisis concreto en cada caso) y;
  3. c) A pesar de las ausencias, lo importante es mantener la vinculación con España.

En la práctica es recomendable salidas puntuales por cada año que se requiere de residencia en España. Por ejemplo, salidas en el mes de agosto correspondientes a las vacaciones de verano.

Lo anterior no implica que puedan existir ausencias superiores del territorio español. Sin embargo, en esos casos lo más probable es que en principio sea denegada la nacionalidad española por residencia y posteriormente sea concedida al recurrir dicha decisión, siempre y cuando se demuestre la justificación de dichas ausencias (visita a familiar por problemas de salud en el extranjero, realización de algún curso que no sea dictado en España, etc.) y que nunca se perdió la vinculación con España (el solicitante tiene otros familiares en este país, ha trabajado o estudiado antes y después de la ausencia, tiene alguna propiedad en España, etc.).

A título anecdótico, merece la pena señalar la sentencia de la Audiencia Nacional de fecha 20 de mayo de 2013, Rº 464/2012, pues a través de ella se le dio la razón a la extranjera recurrente a pesar de haber estado ausente del territorio español por 3 años consecutivos (1 año anterior a la solicitud de la nacionalidad española por residencia y los 2 años siguientes a la referida solicitud).

Los motivos por los cuales se le concedió la nacionalidad española por residencia a pesar de su larga ausencia fueron los siguientes:

“El conjunto de circunstancias que concurren en la interesada y que acabamos de referir en lo esencial acreditan una situación de fuerte vinculación con España desde antes de cumplir un año de edad, en cuyo territorio ha residido con sus padres y hermanos, ha crecido y se ha educado, realizando algunos trabajos esporádicos según refleja su historia oficial de vida laboral, si bien nunca ha perdido en el periodo temporal que consideramos su condición de estudiante con dependencia económica de sus padres, y, si bien en el año anterior a la petición de la nacionalidad española cursó estudios en Siria, que continuó en dicho país en los dos años siguientes, no puede ignorarse que en dichas fechas la recurrente gozaba de un permiso de residencia permanente en España con validez indefinida y que la estancia en Siria aparece justificada por razón de sus estudios en Medicina que al parecer no podía seguir en España al haber suspendido aquí el curso de acceso a la Universidad, y prueba de ello es que la demandante retorna a su núcleo familiar en España y se matricula justamente para Medicina en el curso 2011-2012 en la Universidad Complutense de Madrid tras la convalidación de los estudios extranjeros, demostrando todo ello que la interesada no había perdido su vinculación con España, donde seguía teniendo su centro de vida e intereses fundamentales, estando justificada su estancia en Siria por razón de estudios y sin que dicha estancia en el extranjero le hiciera desplazar también su centro vital fundamental.

Corolario de cuanto antecede es que en la fecha de la solicitud de la nacionalidad española el 30-7-2009 la interesada reunía el requisito de la residencia legal, continuada e inmediatamente anterior a la solicitud que le niega la resolución combatida, sin que en función de las circunstancias expuestas pueda aceptarse la tesis administrativa que niega las notas de habitualidad y efectividad de dicha residencia, debiendo concluirse por todo ello que la estancia justificada por razón de estudios en el extranjero durante el tiempo considerado no supuso la pérdida de la residencia en España con las notas que exige el Código Civil para la adquisición de la nacionalidad pues siguió vinculada al territorio español por el círculo de sus intereses más importantes, demostrando el conjunto de circunstancias concurrentes en la demandante, su inequívoca voluntad de residencia en España y su integración y vinculación con este territorio, siendo de notar, por último, que la jurisprudencia no hace una interpretación literal del requisito de la residencia legal, continuada e inmediatamente anterior a la solicitud, sino finalista de dicho requisito, adaptándolo a las situaciones particulares para hallar en cada caso la solución más ajustada a Derecho, y sin que ello suponga ignorar en ningún supuesto el meritado requisito, sino su aplicación en función de las concretas y particulares circunstancias de cada caso, evitando así hacer una aplicación mecánica o automática del repetido requisito, que podría conducir a soluciones injustas y desviadas de lo que debe ser una recta interpretación del precepto de referencia.

Por todo ello, y sin más circunloquios, procede la estimación del recurso al estimar la Sala que la ratio decidendi de la resolución puesta en entredicho no se ajusta al ordenamiento jurídico”.

De dicha sentencia es importante destacar que la interpretación para determinar si la residencia ha sido continuada debe ser finalista y no literal. Por esa razón, a pesar de la ausencia de 3 años se le concedió la nacionalidad española por residencia al considerar aspectos tales como:

  1. a) La solicitante había residido en España desde que tenía 1 año;
  2. b) Al momento de solicitar la nacionalidad española ya contaba con una residencia de larga duración;
  3. c) Su ausencia fue debido a que no pudo ingresar directamente a estudiar Medicina (que era su vocación) en una universidad española;
  4. d) A penas tuvo la oportunidad continuó sus estudios en España y:
  5. e) Su círculo familiar más cercano (padres y hermano) continuaron en España mientras ella estudiaba en Siria.

Casos como el anterior son excepcionales, pues no siempre observamos concesiones de nacionalidad española con ausencias tan prolongadas.

A día de hoy nos estamos encontrando que la DGRN está requiriendo, sobre todo en el caso de aquellas personas que utilizan el plazo de los 10 años, documentos con los cuales se pruebe:

Justificación documental de las salidas y entradas que figuren en el pasaporte del promotor correspondientes a los años anteriores a la solicitud de residencia.

Certificado de Movimientos Migratorios, expedido en su caso, por el Organismo Nacional de su país competente.

Informe de vida laboral (…) y/o cualquier otro documento que permita comprobar la residencia efectiva en territorio nacional desde su llegada a España.

Por estas razones recomendamos intentar estar el máximo tiempo posible en territorio español, pero en caso de que haya tenido que ausentarse de España por motivos justificados puede contactarnos para solicitar la nacionalidad española por usted o recurrir dicha decisión en caso que la hayan denegado.

Si nos fijamos bien, no es lo mismo lo que establece la Ley de Extranjería en cuánto a qué tiempo puedo estar fuera de España que el criterio que los jueces y la DGRN están teniendo a la hora de interpretar la residencia legal y continuada pues la Ley de Extranjería establece:

  1. a) Para residentes no comunitarios (Real Decreto 511/2011, de 20 de abril, por el que se aprueba el Reglamento de la Ley Orgánica 4/2000 de 11 de enero, sobre derechos y libertades de los extranjeros en España y su integración social):

La autorización de residencia temporal (dos años) se extinguirá “por la permanencia fuera de España durante más de seis meses en un período de un año”. (Art. 162, 2 e)

La vigencia de la autorización de residencia de larga duración se extinguirá “por la permanencia fuera de España durante más de 12 meses consecutivos”. (Art. 166, 1 c).

Tendrán derecho a solicitar una Tarjeta de Larga Duración aquellas personas que logren demostrar cinco años de residencia ininterrumpida en territorio español. La continuidad a no quedará afectada por ausencias del territorio español de hasta seis meses continuados, siempre que la suma de éstas no supere el total de diez meses dentro de los cinco años, salvo que las correspondientes salidas se hubieran efectuado de manera irregular. En caso de ausencias por motivos laborales, la continuación de la residencia no quedará afectada por ausencias del territorio español de hasta seis meses continuados, siempre que la suma de éstas no supere el total de un año dentro de los cinco años requeridos. En el caso de solicitud de una autorización de residencia de larga duración en base a lo previsto en el segundo párrafo del apartado anterior, la continuidad de la residencia como titular de una Tarjeta azul-UE no quedará afectada por ausencias de la Unión Europea de hasta doce meses continuados, siempre que la suma de éstas no supere el total de dieciocho meses dentro de los cinco años de residencia requeridos. (Art. 148)

  1. b) Para residentes familiares de un ciudadano de la Unión (Real Decreto 240/2007, de 16 de febrero, sobre entrada, libre circulación y residencia en España de ciudadanos de los Estados miembros de la Unión Europea y de otros Estados parte en el Acuerdo sobre el Espacio Económico Europeo).

Con tarjeta de residencia de familiar de ciudadano de la Unión (5 años o menos): La vigencia de la autorización de residencia se extinguirá por la permanencia fuera del espacio europeo durante más de 6 meses consecutivos. No obstante, dicha vigencia no se verá afectada por las ausencias de mayor duración del territorio español que se acredite sean debidas al cumplimiento de obligaciones militares o, que no se prolonguen más de 12 meses consecutivos y sean debidas a motivos de gestación, parto, posparto, enfermedad grave, estudios, formación profesional, o traslados por razones de carácter profesional a otro Estado miembro o a un tercer país.  Si estás vinculado a una ONG y te has ido fuera de España por ser cooperante, no te afectaría el tiempo que has estado fuera.

Con tarjeta de residencia permanente (10 años): Las interrupciones de residencia no superiores a dos años no afectarán a la vigencia de la tarjeta de residencia de larga duración (Art. 11.3)

En aquellos casos de ciudadanos que han solicitado la Nacionalidad Española por el plazo de 10 años, comprobar la residencia “continuada” es mucho más difícil y por esta razón tardan más. De hecho, algunos pasan a la fase de “documentación requerida” ya que el calificador de la DGRN (nos consta que siguen habiendo apenas 5 calificadores) no ve clara la residencia “continuada” y opta por requerir documentación.

¿Qué pasa si mi expediente pasa la fase de “documentación requerida”?

Pues es aquí donde, por decirlo de alguna manera, se nos va a empantanar nuestro expediente porque significa que nos han requerido algún tipo de documentación. Hemos visto requerimientos de lo más variopintos tales como: “pasaporte claro porque no se ven los sellos de entrada”, “traducción correcta”, “legalización correcta” y “documento original del documento traducido”. Sin embargo, la mayoría de los requerimientos son para comprobar la residencia “efectiva y continuada en territorio español”. Este es el mayor número de requerimientos que estamos notando. Y el requerimiento nos llega de esta forma:

“Se instruyen esta Dirección General de los Registros y del Notariado expediente de solicitud de la nacionalidad española por residencia con NIE    XXXXXXXX  y domicilio en XXXXXXXX

 A los afectos da poder proceder al estudio y resolución de su solicitud deberá, en el plazo máximo de tres meses aportar los documentos que se indican de acuerdo con lo dispuesto en el artículo 68 da la   Ley  3 9/2015, del Procedimiento Administrativo Común delas Administraciones Públicas (antiguo 71 de la Ley 30/ 1992 de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común) y articulo  10 del Real Decreto 1004/2015 , de 6 da noviembre, por el  que se aprueba al  Reglamento para la adquisición da la nacionalidad española por residencia:

  • Pasaporte del solicitante desde su llegada a España, con sellado de entrada y salida de desplazamientos, legibles
  • Certificado de Movimiento Migratorio expedido, en su caso, por el Organismo Nacional competente de su país de origen
  • Informe de Vida Laboral expedido por la Tesorería General de la Seguridad Social, contratos de trabajo, escolarización de hijos, alquileres, pago de recibos, y/o cualquier otro documento que permita comprobar la residencia efectiva en territorio nacional desde su llegada a España.

Se paraliza la tramitación del expediente a partir de la notificación de este requerimiento hasta su efectivo cumplimiento o, en su defecto el transcurso de plazo concedido 22.1 a) de la Ley 39/2015, de 1 de octubre, del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas (antiguo art 42.5 a) LRJAP-PAC).

 En el caso de que no se produzca la subsanación por el interesado en el plazo mencionado se le tendrá por desistido en su petición, lo que se acordará mediante la correspondiente resolución.”

¿Y por qué tarda tanto mi expediente sin cambiar de fase y sigue en “pendiente respuesta de informes”?

Puede suceder también que veamos en “Cómo va lo mío” que nuestro expediente siga en la fase de “pendiente respuesta de informes”. Hemos notado que en algunos casos se están haciendo entrevistas por parte del Centro Nacional de Inteligencia -CNI-.

¿Qué pasa si mi expediente pasa a la fase de “en calificación”?

Pues sin duda alguna, una muy buena señal. Tenemos expedientes que en cuestión de horas han pasado de “en calificación” a la fase de “pendiente notificación”. Esto significa que ya habrían enviado al Mandatario o Representante Legal que en su momento presentó la solicitud o al propio interesado si la presentó por sí mismo, la correspondiente resolución. Si bien es cierto que esta notificación puede producirse a las pocas horas de estar “en calificación” también hemos visto algunas notificaciones que tardan cuatro o cinco días.

¿Han puesto más funcionarios para resolver expedientes?

La respuesta es NO. Rotundamente no.

El mes pasado corrió como la pólvora una noticia que fue difundida por varios medios de comunicación y en la que se destacaba que la ministra Dolores Delgado quiere poner fin al atasco existente en la gestión de solicitudes de nacionalidad creando un «Plan de Choque». La solución que se ha previsto en el Ministerio es doble: por un lado, se volverá a contratar mediante una encomienda de gestión a los registradores, para que agilicen lo que puedan, tal y como han hecho en años anteriores. Pero como está demostrado que eso es insuficiente para acabar con el atasco, la ministra y su equipo han decidido contratar a unas cien personas en el Ministerio durante al menos dos años, para que se pongan manos a la obra. Un «Plan de Choque» con la que pretende tener tramitados y resueltos unos 400.000 expedientes en el año 2021.

Pero la noticia es engañosa. Fijaros bien que se habla de contratar a 100 funcionarios para «solucionar el atasco» de aquí al 2021!!! Sí, año 2021.

Lo cierto es que a día de hoy ni hay constancia de la contratación de más funcionarios ni de que hubiera aumentado el número de «calificadores» que son, en definitiva los encargados de resolver favorable o no favorable la solicitud de Nacionalidad Española por Residencia.

Artículos Relacionados:

Guía práctica completa elaborada por Legalteam: El Recurso Contencioso de Nacionalidad de principio a fin

¿Qué es lo primero que sucede cuándo la Audiencia Nacional admite a trámite el Recurso Contencioso de Nacionalidad?

Nacionalidad Española: Recurso Contencioso; algunas consideraciones

Todo lo que debes saber si vas a tramitar la Nacionalidad Española en el 2018

Compartir
facebooktwittergoogle_pluspinterestmailfacebooktwittergoogle_pluspinterestmail

También te puede interesar...

1 Respuesta

  1. hasania dice:

    Yo yebo dos años esperando que me notifique el número de expediente de nacionalidad por recidencia y nada llamo y lo único que me dicen es que llame entre dos meses así me tienen

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *