Ceuta paraliza durante 72 horas todas las repatriaciones de menores marroquíes a su país

Todos los traslados de menores a Marruecos quedan suspendidos durante las próximas 72 horas según ha decidido la noche de este lunes el Gobierno de Ceuta. Conforme a las autoridades de la ciudad autónoma, la decisión se ha tomado a instancias de la justicia. Un juzgado comunicó su posición sobre el habeas corpus de varios menores a la vicepresidenta Mabel Deu, que ejerce de presidenta en funciones. “Como medida cautelarísima por el contencioso vamos a estar 72 horas [sin traslados] porque han pedido explicaciones del procedimiento al Ministerio del Interior y la Delegación del Gobierno”, ha señalado Deu, que antes se ha referido al rechazo por parte de la jueza del recurso interpuesto por los menores la mañana de este lunes. “Nos acaban de comunicar que no se acepta el habeas corpus que presentaron los chicos y que se procede al archivo de la causa”, ha señalado Deu. La jueza ha rechazado la petición al entender que no se daba los supuestos recogidos por esa figura jurídica, que se refiere a detenciones ilegales de ciudadanos.

Deu se ha referido también al estado de los niños: “Los niños están contentos y alegres. Lo único es que son muchas horas [de] traslados a comisaría y a juzgados. Alguno ha vomitado por el camino. Hemos intentado darles un respiro y traerles la merienda. Por respeto a ellos, los vamos a llevar al centro”, ha precisado.

La decisión se suma a otra adoptada también este lunes de un juzgado ceutí para frenar el envío de 15 menores marroquíes a su país, según han confirmado fuentes de la asociación Coordinadora de Barrios, que solicitó ante el juzgado de lo contencioso administrativo de la ciudad autónoma una medida urgente para que no se llevaran a cabo, según informan fuentes judiciales.

La medida se había solicitado para un total de 12 menores, pero tres de ellos ya habían sido devueltos a su país, según la letrada Patricia Fernandez Vicens, de Coordinadora de Barrios. El grupo de chicos ha sido finalmente trasladado a la sede de los juzgados.

La decisión de este lunes de aplicar una medida cautelarísima (urgente, en el argot judicial) abre la puerta a que Madrid y Rabat no puedan seguir con el ritmo de 15 repatriaciones diarias como habían acordado para, en unos dos meses, conseguir devolver al país magrebí a los más de 700 menores que hay en la ciudad española.

Coordinadora de Barrios ya solicitó el domingo que aplicara esta medida, pero lo hizo ante el juzgado de guardia, que no consideró oportuno aplicarla pese a que la Fiscalía sí lo consideraba necesario. Con los mismos argumentos y recurriendo al juzgado de lo contencioso, la misma asociación, junto a la Fundación Raíces, ha conseguido parar este lunes los envíos.

Hasta el momento el Ministerio del Interior había enviado quince menores diarios a Marruecos a través de la frontera del Tarajal. Las devoluciones, como las califica el ministro Fernando Grande-Marlaska defendiendo su legalidad, comenzaron el viernes y siguieron el sábado y el domingo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.