España supera los 5 millones de extranjeros

La población en España crece hasta los 47,4 millones y registra el mayor aumento desde 2008 gracias a la inmigración

La población residente en España ha experimentado el mayor crecimiento desde el año 2008 y en 2019 se situó en 47.329.981 habitantes, el máximo de la serie, según las cifras provisionales de Población a 1 de enero de 2020 publicadas por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

De acuerdo a estos datos, la población aumentó en 392.921 personas durante 2019, año en el que se superó los 47 millones de habitantes por primera vez en la estadística.

En 2019, llegaron a España 748.759 inmigrantes procedentes del extranjero, lo que supone un 16,3% más que en 2018 y la cifra más elevada desde 2008. De ellos, 664.557 tenían nacionalidad extranjera y los 84.202 restantes eran españoles.

Por otro lado, se registraron 297.368 emigraciones con destino al extranjero, la cifra más baja desde 2008. Así pues, en 2019 hubo un saldo migratorio positivo de 451.391 personas y, de hecho, es el mayor saldo migratorio de la serie iniciada en 2008, según el INE.

Por su parte, en 2019 hubo un saldo vegetativo negativo de 57.146 personas, al producirse 357.924 nacimientos, frente a 415.070 defunciones. Así, el saldo vegetativo negativo se vio compensado por el saldo migratorio positivo, lo que ha provocado un incremento poblacional durante el año 2019 en 392.921 personas.

De acuerdo a los datos del INE, la población no crecía tanto desde 2008 –año en el que la población aumentó en 570.333 personas–. En términos relativos, la tasa de crecimiento anual de la población se ha acelerado desde el 0,60% de 2018 hasta el 0,84% de 2019.

El crecimiento poblacional de España se debió al incremento de la población de nacionalidad extranjera, ya que la de nacionalidad española se redujo. El número de extranjeros aumentó en 395.168 personas durante 2019, hasta un total de 5.235.375 a 1 de enero de 2020. De hecho, por primera vez desde 2013 se vuelven a superar los cinco millones de extranjeros a 1 de enero.

Por el contrario, la población de nacionalidad española se redujo en 2.247 personas. Esta evolución fue resultado de un saldo vegetativo negativo (de 106.853 personas), que no se vio compensado ni por el saldo migratorio positivo (6.804 personas) ni por las adquisiciones de nacionalidad española (que afectaron a 98.858 personas, según datos provisionales). Respecto a los españoles nacidos en España, la población se redujo en 97.930 personas a lo largo del año 2019.

Por su parte, entre las principales nacionalidades, los mayores incrementos se dieron en la población colombiana (62.355 más), venezolana (53.288) y marroquí (47.346). Y los mayores descensos en la de Rumanía (-3.250), Ecuador (-1.769) y Bulgaria (-389). En términos relativos, los mayores crecimientos de población durante el año 2019 se dieron entre los residentes de Venezuela (39,8%), Colombia (31,3%) y Honduras (29,4%); y los mayores descensos entre los nacionales de Ecuador (-1,3%) Rumanía (-0,5%) y Bulgaria (-0,3%). © Europa Press.es.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.