¡Gracias! Muchas gracias por el encuentro en las II Jornadas de Extranjería

“Mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, puede cambiar el mundo”

Eduardo Galeano

Todas las personas que ves en la imagen son extranjeristas; seres humanos que reman en la misma dirección, que hacen piña para intentar pelear con uñas y dientes por los intereses de nuestros clientes.

Los pasados días 4 y 5 de abril tuvimos la oportunidad de coincidir todos en Almería en las II Jornadas de Extranjería organizadas por el Colegio de Graduados Sociales de esa ciudad. La organización fue excelente y el nivel de las ponencias de primer nivel.

La Unidad de Grandes Empresas y Colectivos Estratégicos: UGE

Las dificultades del Extranjerista. La Administración: la enemiga forzada del extranjero.

Arraigo para la Formación

Órdenes de Expulsión y prohibiciones de entrada en España

Modificación/cambio empresario Cuenta Ajena Inicial y Arraigo

Archivo desistimiento y Recurso de Reposición

Siempre es grato coincidir con compañeros extranjeristas aunque el día a día no nos deje tiempo libre para ello. Ya sabéis nuestro lema: «la competencia, si es leal, es buena para nuestros clientes y para nosotros mismos».

Y en estas jornadas en las que hemos participado comprobamos que cada día somos más remando en la misma dirección, compartiendo experiencias y soluciones en la defensa de los derechos de las personas migrantes, la pasión y el compromiso que nos une.

Este encuentro ha demostrado que la crema y nata de los despachos con más experiencia en materia de extranjería y nacionalidad, saben buscar puntos de encuentro, intentando encontrar un equilibrio con las ideas que más les unen que es la pasión por lo que hacemos. Y faltaron muchos otros compañeros, buenísimos también. Porque creedme que con nuestros más de 20 años de experiencia conocemos de la existencia de muchísimo extranjerista bueno que por una u otras razones no pudieron asistir.

Mi compañera Guadalupe y yo regresamos emocionados y fortalecidos de esas jornadas. Porque de eso se trata, de intercambiar experiencias, de aprender, de aportar ideas y conocimiento. Nos habría gustado hacer un café con cada uno de los asistentes y nos quedamos con ganas de hacerlo; dos días parecen mucho, pero al final no da tiempo para nada.

Llegue este texto como muestra de agradecimiento a los ponentes, a los organizadores y a todos los presentes. De corazón, gracias por tantas muestras de cariño y perdonadnos por no compartir con cada uno de vosotros por cuestión de tiempo. Pero habrá otros encuentros y no faltaremos.

Y como buen cubano que soy, permitidme que comparta con ustedes estos versos del poeta nacional de Cuba Nicolás Guillén. Los comparto porque esta es la sensación con la que me quedé de las Jornadas.

Para hacer esta muralla,
tráiganme todas las manos:
los negros, sus manos negras,
los blancos, sus blancas manos.

Ay,
una muralla que vaya
desde la playa hasta el monte,
desde el monte hasta la playa, bien,
allá sobre el horizonte.

—¡Tun, tun!
—¿Quién es?
—Una rosa y un clavel…
—¡Abre la muralla!
—¡Tun, tun!
—¿Quién es?
—El sable del coronel…
—¡Cierra la muralla!
—¡Tun, tun!
—¿Quién es?
—La paloma y el laurel…
—¡Abre la muralla!
—¡Tun, tun!
—¿Quién es?
—El alacrán y el ciempiés…
—¡Cierra la muralla!

Al corazón del amigo,
abre la muralla;
al veneno y al puñal,
cierra la muralla;
al mirto y la hierbabuena,
abre la muralla;
al diente de la serpiente,
cierra la muralla;
al ruiseñor en la flor,
abre la muralla…

Alcemos una muralla
juntando todas las manos:
los negros, sus manos negras,
los blancos, sus blancas manos.
Una muralla que vaya
desde la playa hasta el monte,
desde el monte hasta la playa, bien,
allá sobre el horizonte…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.