¿Qué buscan los cubanos que claman «Patria y Vida» desde España?

Por: Júlia Riera / Voz de América

El pasado 11 de julio estallaron protestas masivas contra el gobierno de Miguel Díaz-Canel en Cuba. Desde entonces, ciudades españolas como Madrid, Barcelona, Murcia y Córdoba han vivido manifestaciones de apoyo por parte de la diáspora de ese país.

Guillermo Morales es uno de los cubanos que cada tarde a las 18:00h se acerca hasta el número 34 de Passeig de Gràcia de Barcelona para protestar frente al Consulado de su país de origen. Oriundo de La Habana, lleva 20 años viviendo en España.

Él explicó a la Voz de América que en este tiempo los cubanos residentes en Barcelona nunca habían protestado de esta manera a causa del temor por posibles represalias. Comenta que las manifestaciones que tuvieron lugar el pasado 11 de julio en su país natal sirvieron de ejemplo para la diáspora: “Por fin los cubanos de fuera y también los que vivimos en Barcelona y en España perdimos el miedo”. 

Desde la Ciudad Condal quiere apoyar a sus compatriotas que se encuentran en la isla:  “Queremos que esos cubanos que salieron y que tienen ganas de salir sepan que no están solos, que los cubanos que estamos fuera, los cubanos de bien, también les apoyamos y desde el extranjero también gritamos “Patria y Vida”, no más “Patria o Muerte”.

Esto va de libertad y de democracia 

Osvaldo Betancourt es otro integrante de la comunidad cubana que protesta desde Barcelona. Originario de Camagüey, lleva 22 años residiendo en España. Dice que no se manifestaba desde el año 2010, en motivo de la muerte del opositor Orlando Zapata.

Con micrófono en mano, es uno de los que lleva la batuta de la protesta.

Hace un llamado tanto en español como en catalán para que los políticos, independientemente de la tendencia, se involucren más en ayudar al pueblo cubano: “Esto va de libertad y de democracia, de decir no a las dictaduras. Las dictaduras no son de derechas ni de izquierdas, son de un grupo de déspotas que oprimen un pueblo y utilizan una ideología para llegar a ese fin”.

“Nosotros no podemos dejarlos solos”

Idalmis Menéndez nació en La Habana y estuvo casada con uno de los hijos del fallecido expresidente Fidel Castro. Tras alejarse de la familia Castro vivió en Miami. Ahora reside en Barcelona, donde llegó hace poco más de veinte años.

Desde la distancia destaca que en Cuba ocurren todo tipo de violaciones a los derechos humanos, “especialmente denunció las torturas físicas y psicológicas a las que son sometidas todas las personas que disienten. Es una manera de amedrentar la voluntad del que alza su voz contra la dictadura y las directrices que marca el Partido Comunista”.

“Recuerdo el caso de un chico que se autoagredió en uno de esos interrogatorios, y la forma que encontró de salir de tanta presión psicológica, fue con un vaso de agua que pidió, autolesionarse para poder salir de allí”.

Comenta que la comunidad cubana seguirá luchando para mostrar su apoyo a los que protestan en la isla y para “denunciar crímenes de lesa humanidad”.

“Los cubanos de dentro de la isla se están viendo solos y nosotros no podemos dejarlos solos, por eso estamos aquí cada día”, afirmó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.